domingo, 29 de agosto de 2010

La paz maldita

Poemas míos no hay
son todos del mundo
robados a otros versos
vestidos de un estómago
copiado
con mil palabras
disfrazadas de novedad
y un millón que intentan engañar
a los ojos ávidos
de innovación

Siempre la búsqueda,
con el reconocimiento al fondo
y unos cuantos cuerpos
desnudos que descubrí
en el armario de los recursos

Todo es espejismo
de farsante
Abulia de sueños
con respingos de café matutino

¿Qué más puedo decir
en mi contra de juventud
que abandono?

Mis poemas cambiaría
por un beso nocturno
de amante con bolso de marca
o pordiosera en pos de gloria

No me importa quien posea
esa boca última
que me ayude a mitigar
esta paz maldita de la que
huyo y huiré siempre

3 comentarios:

Butterflied dijo...

Las dos últimas estrofas me han encantado.

ROSALIA dijo...

Opino como Butterflied y añadiría que hay un trasfondo que reconozco.
Besos wapa.

Paula Mocinho dijo...

Muchas gracias, chicas, sois un aliciente para seguir creando. Besos!