domingo, 10 de octubre de 2010

Seguiré investigando

Casi todos mis amores
han sido literarios.

Cuando he tenido
necesidad de cariño
lo he buscado en los libros.

Por tanto es lógico
que piense que el amor
es un invento
y que las mujeres
se parecen más
a sirenas.

En realidad
soy una ignorante.

La única mujer
que conozco
un poco soy yo misma.

Me he cansado
de amar a Dulcinea,
mira como acabó
el Quijote.

Puede que vaya
con mi balsa
a la deriva
pero antes eso
que la amargura
de un beso inexistente.

¿Dónde se esconderán
las mujeres de curvas
reales?

Seguiré investigando.

2 comentarios:

Butterflied dijo...

Nunca dejes de investigar, hay muy buenos especímenes por ahí sueltos.

Paula Mocinho dijo...

Jejeje, seguiré, seguiré investigando